Aprendizajes para la gestión de crisis tras la pandemia

Inicio / Aprendizajes para la gestión de crisis tras la pandemia

A pesar de los esfuerzos en gestión de crisis, la realidad es que prácticamente ninguna empresa tenía en su agenda de riesgos la ocurrencia de una pandemia, no había protocolos definidos, notas de prensa preparadas ni claridad de pasos a seguir en caso de una pandemia.

El COVID-19 puso a prueba los planes de crisis y de continuidad de negocio de las empresas más robustas, impulsando una revisión interna profunda y nos ha obligado a reescribir los planes y repensar lo que teníamos diseñado.

Pero el proceso ha sido valioso, dejando aprendizajes para el futuro que pueden guiar los esfuerzos en gestión de crisis del futuro:

  • VER LA CRISIS COMO UNA OPORTUNIDAD

Para reforzar el liderazgo, para impulsar la confianza y la credibilidad, para ser creativos y reimaginar los modelos tradicionales. La nueva normalidad se convierta en una “excusa” perfecta para innovar y probar nuevas formas.

  • EMPIEZA SIEMPRE POR CASA

La comunicación interna debe venir siempre primero, luego comunicaciones externas. No es posible sobrevivir una crisis sin el apoyo de los colaboradores, mantenerlos informados y atender sus necesidades primero será la clave para mantener la confianza.

  • EL CONTEXTO Y LOS STAKEHOLDERS SON CLAVE

Analiza el contexto, ve la película completa, piensa en todos los stakeholders, no solo aquellos que son importantes para ti, sino para quien tú eres importante. Realiza ese análisis de forma continua, las condiciones del mercado, las percepciones y los stakeholders cambian continuamente.

  • TEN TODA LA INFORMACIÓN

Busca data e información confiable, ten escucha social, monitoreo exhaustivo, seguimiento de las noticias de impacto y de los stakeholders clave para entender en torno a qué elementos está ocurriendo la conversación y poder estar mejor preparados para responder, participar y controlar la narrativa.

  • EL EQUIPO CORRECTO

Monitorea el ánimo del equipo, define roles claros y sus suplentes, toma en cuenta sus situaciones personales y la duración de la crisis. Selecciona un líder que pueda ser la voz decisora, que esté pensando en el futuro y tenga capacidad de anticipación. La gente solitaria no sobrevive a las crisis, el trabajo en equipo y apoyarse el uno en el otro es la clave.

Las empresas, sin importar su tamaño, están expuestas a riesgos y, si más del 80% de los riesgos son previsibles, prepararse para gestionarlos es una responsabilidad gerencial de la que cada día hay más conciencia.

Asegúrate que tu empresa cuenta con una agenda de riesgos robusta, planes de mitigación para cada potencial riesgo, protocolos de actuación, narrativa y mensajes clave adecuados, así como voceros ejecutivos preparados para hacer frente a una situación de crisis.

Visita nuestra web para más información: Manejo de crisis